La motivación en las escuelas

Antonio Beltran Pueyo. Publicado el dia 27-05-2016

La gestión de la motivación en las aulas.

A lo largo de nuestra vida como docentes, hemos podido conocer muchos trucos con los que se nos invita a potenciar la motivación en nuestras aulas o espacios virtuales de aprendizaje. Sin embargo, ¿qué hace que todo ello nos cueste tanto llevarlo a la práctica?

Gestionar el aprendizaje es muy complejo. Muchos factores son los que juegan al mismo tiempo, dentro de cualquier espacio de aprendizaje, ya sea virtual o presencial. Ahora bien, todos ellos, tienen como punto de partida, la energía natural de las personas. Esto es, su motivación de logro.

Todas las personas que nos dedicamos a la labor de enseñanza, sabemos que en principio, existen una serie de premisas que siempre nos vana a ayudar a potenciar la motivación personal en nuestro alumnado. Pasemos a detallar algunas de ellas:

  • Fomentar ambientes emocionales constructivos.
  • Fomentar la autoestima del grupo y cada una de las personas que la forman.
  • Fomentar la creencia del grupo en su capacidad para la mejora constante.
  • Centrar la evaluación del aula sobre el progreso que a diario ofrece, en vez de en los errores que durante dicho proceso puedan efectuar.
  • Romper con el concepto fracaso y enseñar a reinterpretarlo como una experiencia constante de aprendizaje.
  • Fomentar la competencia personal desde una perspectiva basada en los propios principios y valores personales existentes dentro del grupo.
  • Presentar las tareas y actividades que a diario se realizan como un reto estimulante y útil para el afrontamiento de la vida cotidiana.

Trabajo colaborativo

Pero, ¿Cómo actuar ante todo ello en un escenario real?

Varios son los pasos que tendremos que dar para convertir el proceso de enseñanza, en un ejercicio para la mejora de la propia condición humana. Se trata de construir una estrategia interna, que favorezca la propia excelencia personal, durante la gestión de los procesos de aprendizaje. En realidad, todos ellos comienzan con nuestro propio mecanismo de comunicación interna.

En este sentido y como punto de partida, las personas que realizamos labor docente, necesitamos encontrar en todo momento, la respuesta a preguntas como estas:

  • Cuáles serán nuestros objetivos como docentes a la hora de iniciar un proceso educativo.
  • Cómo detectaremos la situación real de un aula para acompañarla hacia potentes estados motivacionales y de logro.
  • Qué haremos para facilitar nuestro propio progreso como docentes y el de las personas que forman parte de cada grupo, durante el ejercicio de la docencia.
  • De qué modo impulsaremos actitudes más proactivas y abiertas al compromiso dentro de nuestros propios espacios de enseñanza.
  • Cómo facilitaremos comportamientos orientados al aprendizaje y ajenos a los juicios de valor sobre la propia identidad de un grupo o sus personas.

Sé optimista

Existe una relación directamente proporcional entre nuestra propia motivación personal y la forma que tenemos de gestionarla dentro de las mismas aulas. Por ello, la gestión de la motivación en los espacios de aprendizaje que atendemos, exige respetar tres principios muy importantes:

Primer Principio: Necesitamos aprender a detectar en qué momentos se está deteniendo o bloqueando el proceso de aprendizaje de nuestras aulas.

Segundo Principio: Necesitamos explorar formas con las que reactivar la experiencia de aprendizaje entre todas las personas que participan en éstas.

Tercer Principio: Necesitamos organizar nuestras actividades docentes, dentro de un plan de trabajo que facilite la motivación y avance constante.

En este sentido, cada aula requiere un enfoque diferente y diferenciado. Sólo desde la personalización de nuestras estrategias docentes, podremos lograr el impacto que realmente deseamos.

En definitiva la clave más profunda para gestionar la motivación en nuestras aulas, pasa por analizar cómo gestionamos nuestra propia motivación y cómo proyectarla dentro de los entornos presenciales o virtuales en los que a diario nos relacionamos.

Con el fin de facilitar la exploración de las propias iniciativas docentes, edueca pone a tu disposición esta plataforma virtual orientada a apoyarte en tu labor de enseñanza cotidiana. A través de esta, pretendemos acompañarte en la definición práctica de tus criterios y actividades de enseñanza.

Además de ayudarte a crear de forma divertida y natural, altos estados de aprendizaje basados en la experiencia motivacional que cada persona y grupo encierra, nuestro proyecto pretende acompañarte de manera continua en la definición y adquisición de aquellas capacidades clave, que harán de tu labor docente, un lugar lleno de ilusión, gratificación y satisfacciones constantes.

¿Te gustaría probarlo?

Entra o regístrate y empieza creando tu proyecto educativo

Creative Commons License

Esta obra está licenciada bajo un Licencia Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 4.0 International.